Primeras pelis

Posted on marzo 03, 2005 - 0 comentarios -

Welcome to the Dollhouse (1995) Dir. Todd Solondz. Act. Heather Matarazzo, Brendan Jr. Sexton

Una niña de 11 años, muy poco popular en su escuela, debe enfrentarse a todo el mundo que parece hacerle la vida imposible.

Una muestra de cine independiente norteamericano y mi primer acercamiento al mismo director de Happiness y Storytelling. Tenía grandes expectativas, pero aunque la película está muy bien hecha, bien narrada y bien construida, no me gustó. Es una buena historia y tiene buenos giros, los personajes están bien construidos, te sientes cerca de ellos. Pero mi problema con ella es que no me cayó bien ninguno. Muy seguramente las intenciones del director sean mostrar las cosas como son, porque el ambiente de esa secundaria y las reacciones de los personajes se sienten muy sinceras. Pero si ninguno me inspira simpatía, para qué torturarme? Sencillamente no me agradó, aunque sé que es muy buena.

Para conocer un cine sencillo y sin alardes.

Wendigo (2001) Dir. Larry Fessenden Act. Patricia Clarkson, Jake Weber, Erik Per Sullivan

Un niño de vacaciones con su familia en las montañas, descubre extraños incidentes relacionados con una entidad del bosque, mientras son acechados por un poco amistoso vecino.

Una mezcla de Deliverance con película paranormal, Wendigo sufre de una problemática campaña publicitaria. No es una película de terror ni de suspenso. Es el viaje de un niño, desde su punto de vista que no comprende la realidad de los adultos, a través de eventos que no está equipado para comprender. Como película de terror uno espera otras cosas y aquí o las encuentra, pero si uno de antemano sabe que esto es un drama, o que no hay fantasmas, que está narrado desde la mirada de un niño, la recompensa es mayor.

Wendigo es una película independiente rodada en Super 16 mm, y en lugar de apelar a sustos fáciles, a asesinos enmascarados o a la sangre, lo que hace es crear un ambiente de inocencia. Casi nada pasa en la película hasta el final, pero es precisamente en su construcción minimalista donde reside la fuerza de este delicado film.

Para una noche tranquila, fría y calmada.

Cannibal Ferox (1981) Dir. Umberto Lenzi Act. Giovanni Lombardo Radice, Lorraine De Selle

Un grupo de antropólogos va a la selva a investigar el canibalismo y se encuentra... en la olla!

Serie Z total. Humor casposo, malas actuaciones... Esto es un bodrio y digan lo que digan algunos, no es una película asquerosa. Salvo un par de mutilaciones no hay nada que impacte. Más crueldad animal, un doloroso piercing pectoral a una fémina, una cabeza convertida en bandeja de aperitivos... y un canto hippie en medio de la barbarie!?!? No, es que no hay palabras. Si Holocausto Caníbal era una caspa redimida por cierto discurso y estructura que daba pie a palabras como "metafílmico", Caníbal feroz renuncia a cualquier redención y se precipita al abismo sin pensarlo dos veces.

Eso sí, la música chunda-chunda es más pegajosa que el chicle. Cannibal Disco!

Para ver como una ¿anaconda? se come a un ¿cusumbo? sin FX. Y para saber qué es la Serie Z.

Shaun of the dead (2004) Dir. Edgar Wright Act. Simon Pegg, Kate Ashfield, Nick Frost

Shaun, un perdedor sin futuro, se redime ante su novia al salvarla de la plaga de los zombies que azota a Londres. Por supuesto sus seres queridos se convierten en zombies también.

Recomendada por el pope del mundo zombie-fílmico George A. Romero, Shaun of the dead es la última adición al sub-género. Planteado como una comedia gore, la película funciona bastante bien en parte gracias a las interpretaciones, al fino humor (Shaun lanzando discos contra los zombies y discutiendo si Blue Monday era para conservar o no) y a un guión que no se burla del género sino que lo homenajea (Shaun of the dead... Dawn of the dead) Eso sí, a la hora de poner la carne en el asador, la película se pone seria, muestra las tripas y pone todo en su lugar.

El DVD contiene abundante material extra para divertirse. Ah, hay mucho drama antes de las tripas. El director la definió como "una de Mike Leigh con zombies"

Para reírse con los amigotes y verle la cara de asco a las niñas sensibles.

Donnie Darko (2001) Dir. Richard Kelly Act. Jake Gyllenhaal, Holmes Osborne, Maggie Gyllenhaal

Un adolescente esquizofrénico ve que la realidad es MUY RARA cuando un conejo siniestro le hable sobre viajar en el tiempo.

A que con esa sinopsis se quedaron rascándose la cabeza? Pues sí, y es una nota de peli, todo un nuevo clásico de culto. Cuando salió, como toda peli de culto, nadie la vió, pero en video tuvo tanta acogida que hasta se repuso en sesiones de madrugada. Y la verdad vive para estar a la altura de su fama.

Ambientada en los años 80, pero sin que la estética se tome el poder, la peli narra una sucesión de eventos altamente improbables y extraños, que hay que ver para (no) entender. Sea como sea, la peli se las arregla para mantenerte intrigado todo el tiempo gracias a unas excelentes interpretaciones, a un aura de misterio irresoluto, a una música hermosa y a un guión loco pero no tanto. Al final no me quedó la certeza de haberla entendido con la mente, pero sé que algo por dentro lo hizo porque me encantó, y eso es algo que pocas pelis logran: saltar la barrera de la razón y provocar algo directamente adentro.

Si vieron El efecto mariposa, se darán cuenta de que esa es un plagio absoluto de esta. Y lo peor, un mal plagio. Por qué copiar una peli de hace dos años? Eso se hace con pelis de al menos veinte años, pero esto no tiene perdón. Quédense con el original, Donnie Darko.

Para freaks, outsiders, esquizofrénicos y toda la fauna con un rinconcito "loser" en su corazón.

The 7th voyage of Sinbad (1958) Dir. Nathan Juran Act. Kerwin Matthews, Kathryn Grant

Después de salvar a un mago en la isla de Colossa, Sinbad debe regresar a ella para devolverle el tamaño normal a su empequeñecida esposa. Obviamente se enfrentará a un ejercito de criaturas creadas por Ray Harryhausen.

Esta es una de esas películas en las que uno remememora su niñez, un domingo por la mañana viendo la tele. Y ahora 15 años después o más, uno se siente de nuevo como un chiquillo ante ella. Claro, no todos son así, pero sí conozco un puñado de gente que como que no quiere crecer en ese aspecto.

Esta primera parte de la saga de Sinbad, contiene todos los temas clásicos para un pequeño matiné infantil nostálgico (los niños de ahora preferiría ver los Power Rangers o Pokemón... qué lástima): música de Bernard Herrmann, un director de serie B (responsable de, entre otras, El ataque de la mujer de 50 pies... de altura claro, no con 250 dedos), fantasía a más no poder, y un guión simple que tira enemigos detrás de otros al pobre Sinbad. Sea como sea, una joyita de tiempos remotos, en una epoca de lastimosos efectos digitales.

Para una mañana de domingo, en pijama y con un bol de cereales con leche.

There has been 0 Responses to 'Primeras pelis' so far